«Maip Macrotórax», el megaraptor más grande documentado


Descubren el mayor megaraptor conocido en Argentina. Un grupo de paleontólogos hallaron los restos de este dinosaurio en 2019. Según los expertos este vivió hace más de 60 millones de años y podría ser uno de los últimos megaraptores en habitar el planeta. 

El doctor en Ciencias Naturales Fernando Novas, jefe de Laboratorio de Anatomía Comparada en el Museo Argentino de Ciencias Naturales, explica:

«Este nuevo hallazgo lo efectuamos en el sur de la provincia de Santa Cruz aproximadamente unos treinta kilómetros al sur de El Calafate. Es una hermosa ciudad turística, cerca de un famoso glaciar Perito Moreno, pero también muy cerca de un yacimiento extraordinario que se está revelando como uno de los más importantes que tenemos en América del Sur«.

El megaraptor más grande

Tres años después del hallazgo, el megaraptor ya está en Museo Argentino de Ciencias Naturales en Buenos Aires. El paleontólogo Mauro Aranciaga, de 29 años, encontró la primera pieza del nuevo megaraptor. Este afirma que, teniendo en cuenta el gran tórax de Maip, este pudo medir entre 9 y 10 metros de largo.

«Es el más grande, otros parientes llegaban a los nueve, a los ocho metros de largo, este tenía entre 9 a 10 metros de largo y pesaba unas seis toneladas. Era un animal muy grande y muy pesado. O sea que es el más nuevo, el más grande también el más austral porque los otros restos en Argentina se encontraron en Río Negro, en Neuquén, bueno esto es bien al sur, en Santa Cruz.»

«Maip Macrotórax», el depredador top

Los paleontólogos bautizaron al megaraptor como «Maip Macrotórax», haciendo honor a la lengua tehulche, propia de la zona del yacimiento. 

Según los científicos, el término «Maip» hace referencia en un sentido mitológico, a una entidad «maligna que mata donde está el frío» y habita en la cordillera. También quiere decir «la sombra que deja la muerte a su paso». En cuanto a «Macrotórax», este viene por el gran tórax del megaraptor, que mide 1,20 metros de ancho por 1,50 metros de alto.

«Maip tenía un tórax tan grande que había preservado las inserciones de los ligamentos que unen a las vértebras con las costillas. Entonces nos permite ir un poco más allá y reconstruir partes que no se suelen preservar. Estamos empezando a desentrañar la anatomía blanda», dice Aranciaga. 

Según el joven paleontólogo, Maip podría haber sido al final del Cretácico el depredador top de la Patagonia. Este explica: «Es decir, que en este ecosistema que tenemos en este lugar lleno de plantas, un montón de dinosaurios, de vertebrados chiquititos como ranas y reptiles; el ápice de la cadena alimenticia estaba constituido por Maip».

Un sueño hecho realidad

Maip no solo ha sido un descubrimiento insólito para la comunidad científica. Aranciaga confiesa que también ha supuesto un sueño hecho realidad. «De alguna manera cumplí el sueño de nene y de grande, esa emoción de encontrar ese fósil nuevo y a su vez el hecho de hallar un megaraptor, el grupo en el que yo me especializo».



Enlace fuente leer más

Romina

Romina

Romina es una entusiasta de los idiomas de España. Estudió español y francés en la Universidad de Salamanca y se graduó recientemente. Tiene intereses en todo el mundo de habla hispana y es fanática del idioma en general.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.